El corazón no olvida

Hola a Todos, Paz y Bien

Hoy, 21 de septiembre, se celebra el Día Internacional del Alzheimer.

El Alzheimer borra la memoria, pero no los sentimientos. El corazón no olvida.

Un fuerte abrazo… de corazón,

Fer

I Jornadas de Alzheimer de la Obra Social Odres Nuevos

Hola a Todos, Paz y Bien

Una gran experiencia las I Jornadas de Alzheimer de la Obra Social Odres Nuevos.


Dos días de Formación específica en Alzheimer de la mano de Víctor Isidro Carretero.

Profesionales del Sector: Auxiliares, Técnicos, Terapeutas, Enfermeros, Directores de Residencia; Familiares de enfermos de Alzheimer, tanto en domicilios como en residencias, y personas interesadas en formarse más en esta Demencia formaron este magnífico grupo.

Gracias a Todos por una participación tan activa y provechosa.

Seguiremos haciendo Jornadas Formativas desde la Obra Social Odres Nuevos, ya que son parte de nuestro fines sociales, junto con la atención a personas mayores y la cooperación internacional.

¡Seguimos trabajando por el bien común con Profesionalidad y Cariño!

Un fuerte abrazo… de trabajo bien hecho,

Fer

Revista 21 en el centro de la Iglesia

Hola a Todos, Paz y Bien

¡Qué orgulloso me siento de colaborar con la Revista 21!

Os copio el artículo publicado en la web de Revista 21 con motivo de este gran encuentro.

Con motivo del centenario de nuestra revista 21, el director de nuestra publicación, Fernando Cordero ss.cc., ha concelebrado esta mañana del martes 4 de septiembre la misa con el Santo Padre Francisco en la capilla de la Casa Santa Marta donde reside el Obispo de Roma.

Nuestro director ha ofrecido la misa por los suscriptores, amigos y bienhechores de la revista.

Tras la eucaristía, el padre Fernando ha saludado al Papa y le ha dado varios ejemplares de 21, entre ellos el del centenario. Le ha explicado que estamos celebrando cien años y que queremos ser una “revista que responda al modelo de Iglesia en salida”. Francisco nos ha felicitado y animado a seguir adelante. El director le ha indicado al Papa que la figura que inspira nuestra publicación es san Damián de Molokai, apóstol de los enfermos de lepra. 

A continuación, en nombre de los Capítulos Generales de Hermanos y Hermanas de los Sagrados Corazones, le ha entregado a Francisco una carta de apoyo a su ministerio, mostrando la disponibilidad de la Congregación y su oración. Al final, Francisco ha dado un abrazo al P. Fernando y ha pedido que recemos por él. 

Un fuerte abrazo a todos… de Iglesia unida,

Fer

Pasaportes para viajes cercanos

Hola a Todos, Paz y Bien

Esta mañana he ido a renovar el pasaporte, que me caducó hace unas semanas, ya que en octubre viajo a Mozambique, concretamente a Maputo, para conocer en persona el PROYECTO COVS (crianças órfãs vulneráveis) – niños y niñas huérfanos vulnerables; en el que colaboramos desde la Obra Social Odres Nuevos con la Fundação Encontro (ya os contaré con más calma).

No sé si a vosotros os pasa lo mismo, pero yo las dos veces que he renovado el pasaporte he tenido una sensación extraña. No por el hecho administrativo de renovarlo, que, todo sea dicho, cada vez es más rápido y sencillo; sino por las sensaciones que me genera esta renovación y que otras, como renovar el DNI, o el carnet de conducir, no me generan.

Mientras esperaba mi turno iba pasando las hojas del pasaporte caducado e iba viendo los sellos de todos los países a los que he viajado durante estos últimos años y, con ello, iba recordando a toda la gente que ha pasado por mi vida en esos viajes. Incluso pesaba si volvería a tener en el nuevo pasaporte ciertos sellos de países bien lejanos… que, en el fondo, era pensar si volvería a ver a los amigos que dejé en esos países.

Hoy en día, gracias a las redes sociales, mantener el contacto con cualquier parte del mundo es mucho más sencillo que antes cuando te tenías que limitar, casi en exclusiva, al lento contacto por carta postal. Ahora, gracias al correo electrónico, Facebook, Whatsapp… puedes contactar a diario con aquellos amigos que dejaste en Nueva Delhi, Turkana o Maputo. Aunque, sinceramente, donde esté una mirada, un café compartido y un buen abrazo, que se quiten todos los likes  y emoticonos del mundo.

Creo que sería bueno tener un pasaporte para esos viajes cercanos que hacemos a lo largo del año, algo así como la Credencial del Camino de Santiago, en donde podamos registrar aquellos lugares por los que pasamos y donde la gente con la que compartimos en esos lugares nos pueda dejar su sello personal y, lo más importante, con la obligación de renovarlo cada cierto tiempo; para obligarnos a renovar las sensaciones que esos lugares nos produjeron y volver a recordar a toda esa gente, en este caso no tan lejana, que va pasando por nuestro día a día. Con toda seguridad, ese recuerdo de lugares y gente cercana nos llevaría a nuevos encuentros, nuevas miradas y nuevos abrazos.

Sería bueno, en este imaginario pasaporte para viajes cercanos, que a la hora de renovarlo la tasa administrativa fuera acreditar, al menos, un par de cafés compartidos con esas personas que han dejado su sello en nuestra vida.

A mí me quedan todavía muchos sellos y cafés para renovarlo. ¿Cómo va el tuyo?

Un fuerte abrazo… de los que se dan en los viajes,

Fer